Todo sobre la Meningitis: Tipos, Causas, Síntomas y Tratamientos médicos

¿Sabes qué es la Meningitis? Puede ser un padecimiento leve que se cura solo, o una enfermedad muy pero muy grave. Conoce más sobre esta enfermedad, aquí.
meningitis

La Meningitis es una enfermedad ocasionada por la inflamación del tejido que rodea el cerebro y la médula espinal, llamada meninge. En algunos casos, se trata de un padecimiento leve que se cura solo, mientras que otros tipos de meningitis son muy graves.

En Nutricsalud te brindamos toda la información necesaria para que puedas tomar los recaudos necesarios. Pero si sospechas que tienes meningitis o conoces a alguien que experimente los síntomas, debes buscar ayuda médica urgente.

El tratamiento inmediato permite evitar complicaciones graves e incluso salvar vidas, pues esta enfermedad puede ser mortal.

Además debes cuidar tu salud y la de todas las personas que estén en contacto con el paciente. Si el médico lo cree necesario, es posible que deban tomar medicamentos para prevenir el contagio de la infección.

 

¿Qué es la Meningitis?

La Meningitis es la inflamación del tejido conocido como meninge, el que rodea el cerebro y la médula espinal.

Esta enfermedad puede tener causas virales (meningitis viral), causada por un virus que ingresa al organismo a través de la boca o la nariz, o bacterianas (meningitis bacteriana), causada por bacterias que originan diversos tipos de infecciones.

La diferencia más importante entre estos dos tipos de meningitis es que mientras la meningitis viral se cura fácilmente, la meningitis bacteriana puede dañar el cerebro u otros órganos, causar sordera y en algunos casos ocasionar la muerte del paciente.

¿Cuáles son los Síntomas de la Meningitis?

Al comienzo, los síntomas pueden ser similares a una gripe común. Algunos de ellos pueden ser:

  • Dolor de cabeza intenso
  • Una súbita fiebre alta
  • Vómitos o náuseas
  • Rigidez en el cuello
  • Confusión o incapacidad de concentrarse
  • Sensibilidad a la luz
  • Somnolencia
  • Convulsiones
  • Erupción cutánea (meningitis meningocócica)

Ante cualquiera de estos síntomas de Meningitis, consulta inmediatamente al médico. Una vez en el consultorio, el médico realizará diversas pruebas, como análisis de sangre, tests de imágenes y una punción espinal con el fin de analizar el fluido cerebroespinal. Este es un exámen doloroso, pero necesario, pues puede salvar vidas.

Signos de Meningitis en los recién nacidos

Lamentablemente, la meningitis también puede afectar a los bebés recién nacidos. Por eso, es imprescindible que los padres estén alerta ante estos signos:

  • Llanto constante
  • Fiebre alta
  • Letargo, inactividad
  • Alimentación deficiente
  • Rigidez en el cuerpo y en el cuello
  • Una protuberancia en la parte superior de la cabeza del bebé
  • Irritabilidad

Uno de los signos más frecuentes de la meningitis bacteriana en bebés recién nacidos es llamada “irritabilidad paradójica”. Es cuando el bebé se irrita cuando los padres intentan calmarlo, es decir, cuando se lo carga en brazos, se lo acuna, etc.

Causas de la Meningitis

La causa más común de la Meningitis son las infecciones virales, pero sus causas también pueden ser:

  • Alergias a medicamentos
  • Irritación química
  • Parásitos
  • Hongos
  • Tumores
  • Virus (enterovirus, herpes, paperas y VIH, entre otros)
  • Infecciones (Neumococo e infecciones meningocócicas)

¿Cuáles son los factores de riesgo?

Cualquier persona puede contraer una infección de Meningitis, pero es más común en individuos con el sistema inmune debilitado. Además, hay una serie de factores que aumentan las probabilidades de contraer Meningitis.

Ellos son:

La edad

La gran mayoría de casos de Meningitis de tipo viral se suele dar en niños menores de 5 años. La Meningitis grave, del tipo bacteriano, es más común en menores de 20 años.

Falta de vacunas

Todas las personas que no hayan completado el calendario de vacunas recomendado tienen más riesgo de contraer alguno de los tipos de Meningitis.

Embarazo

El embarazo aumenta el riesgo de contraer una infección causada por la bacteria listeria, la que puede causar Meningitis.

Debilidad inmune

El consumo de medicamentos inmunodepresores, el VIH, el alcoholismo, la diabetes, la extracción del bazo  y otras enfermedades que debilitan el sistema inmunitario, aumentan el riesgo de Meningitis. Una dieta deficiente también puede reducir las defensas del organismo y este es también uno de los factores de riesgo.

Entorno comunitario

La bacteria de la Meningitis se propaga rápidamente en grandes grupos. Por ello se encuentran en el grupo de riesgo las personas que viven en comunidad, así como los universitarios que comparten dormitorios, los niños internados en centros asistenciales infantiles, etc.

Tipos de Meningitis y tratamientos médicos

Meningitis viral (meningitis vírica)

La Meningitis viral es más frecuente que la Meningitis del tipo bacteriano y es más leve. Afecta principalmente a niños y a adultos menores de 30 años, y suele presentarse a finales del verano y principios del otoño, con síntomas muy similares a una gripe.

Tratamiento de la Meningitis viral

Este tipo de Meningitis suele desaparecer por sí sola en aproximadamente 2 semanas y no tiene mayores complicaciones que tener que padecer sus síntomas.

No hay un tratamiento específico para la meningitis viral, pero ciertos casos, como la Mningitis causada por virus de influenza o herpes se tratan con medicamentos antivirales.

Meningitis bacteriana

La Meningitis bacteriana es muy grave y requiere de hospitalización y tratamiento inmediato. La causa de este tipo de meningitis son las bacterias, y entre ellas, las más frecuentes suelen ser:

  • Neumococo (Streptococcus pneumoniae)
  • Meningococo (Neisseria meningitiditis)
  • Hemófilo (Haemophilus influenzae)
  • Listeria (Listeria monocytogenes)

Tratamiento de la meningitis bacteriana

La asistencia inmediata y el tratamiento oportuno de este tipo de Meningitis es fundamental para evitar riesgo de lesiones cerebrales y el riesgo de vida.

Para tratar esta enfermedad se utilizan antibióticos, medicamentos para reducir los síntomas y líquidos suministrados por vía intravenosa.

Otros tipos de Meningitis

Meningitis fúngica

La Meningitis fúngica es poco frecuente, pero puede similar a la meningitis aguda y provocar Meningitis crónica. Esta es una enfermedad que no se contagia y se presenta muy frecuentemente en personas que tienen deficiencias inmunitarias. Si no se trata convenientemente, la Meningitis fúngica puede ser mortal.

Meningitis crónica

Este tipo de Meningitis es causado por hongos u organismos de crecimiento lento que invaden las meninges y el líquido que rodea el cerebro. Los síntomas son similares a los de la meningitis aguda (fiebre, vómitos, dolores de cabeza y nubosidad mental).

¿Se puede prevenir la Meningitis?

La Meningitis se puede prevenir de muchas formas. Una de ellas es tener al día las vacunas del calendario que dispone el sistema de salud de cada país.

Las Vacunas que pueden ayudar a prevenir la Meningitis son:

  • La vacuna antineumocócica conjugada (niños y adultos).
  • La vacuna contra el Haemophilus (vacuna HiB) (niños).
  • La vacuna meningocócica (niños y adultos).

Además, para evitar el contagio puedes tomar ciertas medidas:

  • Lávate las manos frecuentemente.
  • Ten hábitos de higiene adecuados.
  • Tápate la boca al toser y estornudar.
  • Mantén una dieta saludable.
  • Si estás embarazada, cuida de que los alimentos estén bien cocidos.
  • Consulta a tu médico si alguien que conoces tiene Meningitis.

Sin duda, los hábitos de higiene son muy importantes para prevenir la Meningitis, pero además debes enseñarle a tus hijos a mantener estos hábitos cuando no estén en tu compañía.

No compartir alimentos, bebidas ni artículos de higiene personal, no es un signo de egoísmo, sino de cuidado por la propia salud. En su lugar comparte los alimentos en platos o vasos adecuados, toma las medidas necesarias para que no haya riesgo de contagio de esta ni otra enfermedad.

Recuerda que otros virus que se contagian por la boca, como el herpes bucal, que es muy común, pueden ser causa de Meningitis.

No olvides que los síntomas de la Meningitis pueden ser confundidos con una simple gripe. Por eso ten en mente esta información que te hemos proporcionado y consulta a tu médico si tú o alguna persona que conoces demuestra signos de haber contraído meningitis.

¿Aún te quedan dudas? Por favor, deja un comentario y con gusto agregaremos la información que creas que es importante para la prevención y el tratamiento de los diversos tipos de Meningitis.

 

Todo sobre la Meningitis: Tipos, Causas, Síntomas y Tratamientos médicos
¿Qué te pareció este artículo?

Facebook
Google+
Twitter
LinkedIn
Pinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *