Comedones: ponle Fin a las Espinillas y Puntos Negros

comedones

La limpieza del rostro debe ser prioridad en tus hábitos de belleza y debe realizarse con productos específicos para así poder eliminar las impurezas a las que estamos expuestos diariamente. Nadie relaciona una piel bonita con una piel llena de impurezas, puntos negros o comedones 

Descubre sus causas, síntomas y qué solución tienes a la mano para evitar que aparezcan.  

Sabemos que las principales causas del acné vienen ligadas a los cambios hormonales que se producen durante la adolescencia. En el caso de las mujeres comienza este proceso a partir de los 11 años en adelante y en los hombres a partir de los 15 años donde puede aparecer de forma más severa.  

Sin embargo, existe un problema cutáneo que nos acompaña por más tiempo y es más difícil de tratar cada día y son: Los comedones, es el nuevo acné que afecta cada vez a más personas.  

¿Qué son los Comedones? 

Los comedones se caracterizan por formar una textura áspera y una protuberancia del tamaño del poro y son de color blanco u oscuro. En su definición más sencilla: es la obstrucción del poro que da como resultado la aparición de puntos negros o espinillas. La distinción de su color varía en si el poro está abierto o cerrado. 

La aparición de los comedones viene relacionada con las diferentes etapas de la vida. En personas adultas es ocasionado por la acumulación de grasa en los folículos pilosos, que generan infección e inflamación, y dan pie a la aparición de este tipo de acné. También pueden aparecer por algún tipo de desequilibrio hormonal o por el consumo de medicamentos que alteran nuestras hormonas.  

También resulta común en mujeres, durante su etapa de síndrome premenstrual y el brinco hormonal que esta ocasiona.  

Los comedones pueden llegar a tener un apariencia desagradable cuando la piel no tiene los cuidados necesarios, y la nariz es una de las zonas más afectadas cuando la producción de sebo es constante y mayor. Así como también la frente, espalda, pecho, e incluso, la barbilla.  

Dentro de las recomendaciones más populares podemos tomar en cuenta varias técnicas que pueden ayudar no sólo a limpiar tu cutis a fondo, sino a prevenir estos puntos negros.  

Tips Caseros para Quitar los Puntos Negros 

  • Baños de vapor: Una manera efectiva para iniciar una limpieza profunda es exponer tu rostro al vapor y así facilitar la remoción de las espinillas. Coloca agua a hervir (puedes añadirle manzanilla) e inclínate sobre la olla cuando esta comience a generar vapor. El vapor abre tus poros y ablanda la zona para poder apretar y extraer con facilidad los comedones 
  • Exfoliación: Dentro de tu rutina de limpieza semanal añade la exfoliación. Una limpieza profunda, fácil y al alcance de tus manos, es mezclar un poco de bicarbonato con zumo de limón recién exprimido, hasta obtener una pasta. Humedece tu cutis y da ligeros movimientos circulares durante 3 minutos. Enfócate en la zona problemática y no frotes tan fuerte como para dañar tu piel.  
  • Mascarilla de arcilla: La arcilla betonita es muy popular en cuanto a rejuvenecimiento y limpieza de la piel se refiere. Se mezcla 1 cucharada de arcilla con 1 de agua, y revuelves hasta obtener una mezcla homogénea. Se unta en el rostro hasta que seque. Retira con abundante agua fría.  

Los comedones pueden ser fáciles de eliminar si se lleva una rutina constante de limpieza. Además, hoy en día existen productos que son de mucha ayuda tanto para la prevención o la eliminación de poros enquistados. Es importante que conozcas muy bien tu tipo de piel para adquirir una crema que se ajuste a tu necesidad.  

Existen dos componentes principales que serán de gran ayuda para la eliminación de comedones o puntos negros 

Cremas faciales para Puntos negros 

  • Ácido salicílico: Suele venir en presentación de gel o jabones de baño. Es muy bueno ya que evita la aparición de acné, no irrita tu piel ni la enrojece. Es recomendable adquirir su presentación en jabón y usarlo dos veces al día (mañana y noche) para lograr mejores resultados.  
  • Peróxido de Benzoilo: Este compuesto no puede faltar en tus cremas y tratamientos para evitar los comedones. Ayuda a disolver la grasa y abre la piel obstruida. Es uno de los más efectivos, aunque debes tener precaución ya que puede ser el más agresivo. Siempre toma en cuenta el % de peróxido que contenga, y si aún no tienes determinado qué tipo de piel tienes, es mejor que consultes a un dermatólogo.  

Evitar la aparición de comedones comienza en cambiar nuestros hábitos de limpieza. De esta forma, evitarás que los poros de tu piel se obstruyan por acumulación de grasa y aparezcan bacterias. Si sientes que sufres demasiado de este tipo de acné visita a un especialista y busca su orientación.  

Es importante aprender más sobre nuestra piel para poder tomar cartas en el asunto, evitando posibles lesiones más graves o un mayor nivel de infección. Aplicar los consejos mencionados con anterioridad, te ayudarán a mejorar la apariencia de tu rostro, siempre y cuando seas constante.  

 

 

Comedones: ponle Fin a las Espinillas y Puntos Negros
¿Qué te pareció este artículo?

Facebook
Google+
Twitter
LinkedIn
Pinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *